jueves, 11 de septiembre de 2008

Grace Jones - Strange Libertango

Ella es, o era al menos, un cuerpo perfecto, una pantera negra pues su mirada era fiera, despiadada, fría, incluso añadiría que cruel. Su música era igual. De todas formas, alguien la recuerda en algo mas que no haya sido salir en James Bond, yo no. Como no tengo nada mas interesante de que hablar con respecto a la canción, hablaré de las casualidades. Casualidades abarca demasiadas cosas, intentaré acotar entonces lo que quiero decir. No se si vosotros tendréis las mismas sensaciones que yo, pero ocurre que si estamos cenando solos, con familiares o amigos, si alguien se debe manchar, ese soy yo, si el camarero al traer o retirar el plato si querer tira algo, es sobre mi, si algún comensal por descuido vierte su copa de vino, la copa caerá en mi dirección. No quiero decir que tengo mala suerte, pues no es así, sino que en cuestión de manchas soy el número uno. Para reflejar otro ejemplo hablaré de mi mujer. Si alguien se debe clavar una espina comiendo pescado es ella, si en una ensalada hay intrusos, esa será la suya, cuando éramos novios y frecuentábamos de vez en cuando restaurantes chinos, si pedíamos pan chino, el pan que ella cogía tenía sorpresa dentro, y mira tú que normalmente vamos con mas gente pero… ella en las comidas es como yo en las manchas, debemos tener algún misterioso poder de atracción.

4 comentarios:

jordi dijo...

para manchas yo, las camisas del trabajo se las llevo a mi madre directamente. A veces se pregunta si no trabajo en la mina.saludos bandolero jajajajaja.

Javier Caballero dijo...

Tú bien sabes que pasa por mas de un tunel, ¿no?

Outsider dijo...

Uhmmm... ¿tiene truco?... hay muchas cosas que pasan por más de un tunel... pero me da que no son coches... ¿no?

Javier Caballero dijo...

Truco, truco... bueno, desvelaremos el misterio, trabajamos en los trenes, una empresa proveedora de Renfe, Wagons Lits.