jueves, 3 de marzo de 2011

La polla records - los 7 enanitos

Este gobierno es la leche, hoy escuchaba en la radio que van a proponer a las empresas, no abonen a sus empleados los parkings de tal manera que esa medida fomente el uso de los transportes públicos. Venga ya, somos tontos o somos tontos, las empresas pagan el parking a los cuatro jefazos gordos que, continuarán con sus plazas de parking, no a los curritos ¿o alguien ha visto a un director viajar en metro? Estoy hasta el moño de ahorrar energía, si la energía no la paga el gobierno, la pagan los consumidores, los barriles de petróleo no los paga el gobierno, sino las empresas que distribuyen a las gasolineras, estoy harto de tanta hipocresía, de tanto politiqueo, de tanta palabrería. La banca crea una crisis vendiendo mierda por oro, esa mierda la pagan los gobiernos para salvar a la banca, y finalmente el gobierno reparte la mierda entre todos nosotros. Se que he mezclado muchos temas, por lo que finalizo asegurando estar cansado de tanto engaño y por eso esta canción, así es me siento, como un enanito.


3 comentarios:

Outsider dijo...

Que bueno... la verificación de palabra. "miction", vamos, meada. Una verificación que enlaza perfectamente el video con el contenido del post. Una nueva meada de asiento, cagada de paso aunque esa noticia no la había leido yo.

Voy a empezar a pensar que hay un claro interés en perder las elecciones.

Javier Caballero dijo...

Lo de las curiosas coincidencias nunca mejor dicho es "la polla". Con respecto a la noticia, yo no la he leido, la he escuchado esta mañana en la radio, en el programa protagonistas, en el siguiente enlace, podrás escucharla mas o menos un poco antes de la mitad de la barra de reproducción.

http://www.puntoradio.com/popup/audio.php?id=62599#

Una idea mas de nuestro ministro de trabajo Miguel Sebastian.

Outsider dijo...

Tenía curiosidad por saber si no había sido una idea de la Generalitat, pero me has sacado de la duda sin tener que buscar. Ciertamente hay medidas que empiezan a rayar lo absurdo.